miércoles, 17 de julio de 2013

El Perrito de la calle



Aquel perrito sin nombre.
Aquel perrito sin casa.
Un día no regresó
de seguro se murió.

Acostumbrado a dormir
siempre en los pastizales.
Una vez se enfermó
y ya nadie más lo vio.

Un hueso para roer
buscaba sin cesar.
Hasta que algo comió
y por eso se enfermó.

Pobrecitos de esos perros
que no tienen dueños.
Que nunca tuvieron
y ni los tendrán.

Siempre había soñado
que un niño le dijera:
Dame la patita,
pero nunca lo logró.

¿Adónde van los perros
cuando mueren?
¿Al cielo de Moguer
donde está Platero?


Leticia Teresa Pontoni


Copyright 2013
Todos los derechos reservados

No hay comentarios: