martes, 7 de febrero de 2012

AVENTURA EN EL CARIBE

Graciela Lecube-Chavez
 
©  2012
 
 
Visitando a mi abuela Leonor
en el Caribe me encontraba yo,
y por culpa de los mosquitos
no lo pasé de lo mejor.

A los mosquitos les atraía
mi carne medio rosadita,
y aún cubierto de pies
a cabeza me descubrían.

Un mosquito atrevido me picó
mientras tranquilo dormía
en una cama sin mosquitero,
y después de un rato, regresó.

A partir de ese día abuela quemó
unos tabacos de tan mal olor,
que terminé mis vacaciones
doradito y de buen humor.


1 comentario:

Anónimo dijo...

gracias por tu poema caribeno... me recordo mis aventuras infantiles... gracias madame Lecube.. su admiradora de cayo largo