martes, 1 de noviembre de 2011

¿ENTIENDES?



Graciela Lecube-Chavez
 
©  2011
 

 
Si las islas fueran nubes
y los ríos tubos de cristal,
yo me pareciera a un dedal.
La lluvia caería de abajo
hacia arriba y los barcos
estarían dando tumbos
en lo profundo del mar.
Sin gravedad de sostén,
las cosas se moverían
a la deriba sin poderlo
por sí mismas controlar.
Un rompecabezas
extraño formarían
pretendiendo descifrar...
Nada sería como
fuera conocido y al
dejar de encargado
al vanidoso cardenal,
buscaríamos recrear
el principio del final.
 
 

No hay comentarios: