jueves, 12 de noviembre de 2009

La sabiduría de comer bien

María A. Pérez Santiago
autora puertorriqueña

© 2009



Muchas veces los sabores
deciden lo que comeremos
pues sensores en la lengua
exigen nuestras preferencias.

En la punta de la lengua
existe un gran poder
reacciona a los sabores
si no le agradan ¡bloquean!

Muchas personas rechazan
la buena alimentación
y una dieta balanceada
nunca podrán adquirir.

Establecer la diferencia
de lo que vas a comer
dictará tu buen sentido
si lo que comemos, alimenta.

1 comentario:

maría magdalena gabetta dijo...

María, precioso y educativo tu poema. Es bueno que los niños tengan buenos hábitos en la alimentación y las mamás deben prestar mucha atención en ello. Te comento que quise contestar tu mail pero me vuelve y no entiendo el porqué. Un abrazo. Magda